Lectores de código Pepperl + Fuchs OHV100 y OHV200 para la detección y distribución de piezas

Pepperl+Fuchs

Lectores de código Pepperl + Fuchs OHV100 y OHV200 para la detección y distribución de piezas
jueves, 21 de agosto de 2014Descripción :
Para la detección de piezas y distribución de mercancías, los lectores manuales de códigos 1D y 2D son herramientas esenciales en las operaciones industriales diarias. Con el fin de garantizar la máxima eficiencia, estos dispositivos deben tener un buen rendimiento de lectura, ser fáciles de usar y tener funciones adicionales para simplificar la tarea del usuario. Estos pueden incluir opciones flexibles para adaptar el lector portátil a varias aplicaciones y conectarse a teléfonos inteligentes y tabletas.

Los nuevos lectores manuales OHV100 y OHV200 de Pepperl + Fuchs se benefician de excelentes capacidades de lectura y muchas características convenientes. Tanto si se trata de una lectura segura de códigos en superficies reflectantes como de envases metálicos, plásticos o de aluminio, o del mecanismo de visor óptico mediante el cual los códigos se pueden orientar rápidamente y con alta precisión, estas unidades manuales pueden realizar prácticamente cualquier tarea esperada por el usuario. Con una alta resolución de 1,2 millones de píxeles y un amplio rango de operación de 50 a 310 mm, proporcionan mayor libertad al usuario y pueden leer códigos pequeños y grandes. Esto es posible gracias a una lente doble patentada, con dos tramos distintos, uno corto y otro largo.

Con la ayuda del software de configuración Vision Configurator, el usuario es capaz de adaptar perfectamente al lector a su aplicación. Puede, por ejemplo, extraer ciertos caracteres del código de lectura, si se cumple una condición específica. Los lectores manuales de la serie OHV integran una licencia de JavaScript para implementar funciones inteligentes específicas del usuario. Equipados con una carcasa IP 65 o IP 54, estos lectores portátiles están diseñados para soportar duras condiciones industriales.

Para transferir datos a un sistema informático, se utiliza una interfaz USB o RS232 para el modelo OHV100, mientras que el modelo OHV200 tiene una conexión inalámbrica a través de Bluetooth con un alcance de detección de 30 m. Los lectores también se pueden utilizar fuera de la gama de radio gracias a su gran memoria incorporada. Los datos grabados se pueden transferir posteriormente a través de la base de recarga.

Bluetooth también puede enviar datos a teléfonos inteligentes iOS y tabletas y transferirlos directamente a aplicaciones abiertas sin ningún hardware o software adicional. De la misma manera, los lectores manuales permiten una lectura directa en la pantalla de un smartphone. Entre otras funcionalidades encontramos la lectura de códigos de movimiento y alertas al usuario a través de una señal óptica, acústica o vibratoria.

Las funciones utilizadas regularmente se pueden asignar a una de las teclas programables. El OHV200 está disponible en dos versiones: con y sin mango, este último cabe fácilmente en un bolsillo.

Búsquedas relacionadas conManutención, Embalaje

Presupuestos agrupados (0)